Saltar al contenido.

El Real Madrid cura sus heridas con el San Pablo Burgos

El Real Madrid empezó fuerte ante San Pablo Burgos. Transcurrían los primeros minutos del cuarto con un dominio total de los hombres de Pablo Laso. El parcial era de 19-3. El conjunto madridista quería dar otra cara a su público tras la derrota del viernes ante el Fenerbahce turco. El conjunto burgalés lo intentaba pero poco pudieron hacer ante Doncic y compañía.

El primer tramo del encuentro fue dominado por un jugador del conjunto blanco, el alero Santi Yusta. El canterano consiguió 11 de los 28 puntos de su equipo durante el primer cuarto (39,28% de la puntuación), un 80% en tiros de campo y un 12 de valoración.

IMG_1837

Un defensa rival presiona a Felipe Reyes / Sandra Ehrsam

Durante el segundo cuarto, el conjunto burgalés seguía intentando coger al Real Madrid en el marcador. Sin embargo, apareció el capitán del Real Madrid, Felipe Reyes, para hacer cuatro puntos de manera consecutiva. Además, el cordobés en este cuarto fue el segundo anotador durante el primer parcial con ocho puntos. A tres minutos del descanso, Felipe fue sustituido por Randolph. Para redondear la primera parte, Edy Tavares redondeó la ventaja y situó al conjunto blanco 22 puntos arriba (53-31).

IMG_2064

Facu Campazzo para Edy Tavares / Sandra Ehrsam

Tras el descanso, el equipo de Laso salió flojo pero con el paso de los minutos fue despertando gracias a Edy Tavares (11 puntos) y Anthony Randolph  con once puntos también. La diferencia que tenían Madrid y San Pablo se fue estrechando. Uno de los factores fue el público burgalés desplazado en el WiZink Center, que no paró de animar a su equipo.

No ha sido el partido de Luka Doncic. Sólo tres puntos y con cuatro faltas personales, encontró su faceta de asistente con 3 en el segundo cuarto y 5 en el tercero. Ya en los  últimos diez minutos, Pablo Laso le sustituyó al ver la cuarta falta. Fue una gran decisión del técnico vitoriano debido a que el partido se empezaba a poner caliente. Mientras el conjunto burgalés buscaba recortar distancias y entraba en la mínima diferencia del choque: 80-71. Desde el primer cuarto no se veía una distancia tan pequeña entre ambo, puesto que el Madrid en el primer cuarto se puso a 25 y en segundo a 22.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: