El Betis anuncia la rescisión de Setién de mutuo acuerdo

El anuncio de la rescisión del contrato de Setién era cuestión de horas. La masa social del Real Betis Balompié unida a una mala racha de la cuál sólo ha ganado 6 partidos en todo el 2019 precipitan la salida del técnico cántabro. Quique Setién abandona la entidad verdiblanca de mutuo acuerdo con los dirigentes del equipo sevillano. Al santanderino le restaba un año de contrato, pues había firmado hasta junio de 2020.

Entrenamiento en las Instalaciones Nando Yosu tras el enfrentamiento de Copa /                   Enrique González

Nada más terminar el partido que enfrentaba al Betis contra el Real Madrid lo adelantó Mateo González (ABC Sevilla) a las tres de la tarde, minutos después de finalizar el choque en el Santiago Bernabéu. La victoria del conjunto hispalense no ha sido suficiente.

El entrenador cántabro llegó a Sevilla en 2016 tras abandonar Las Palmas. Tres temporadas en las que el técnico ha devuelto al Betis a competiciones europeas. El año anterior terminó en sexta posición, lo que le llevó esta temporada a jugar la UEFA Europa League. Pasó sin apuros las fase de grupos donde ganó a AC Milan y Olympiacos y se colocó en primera posición.

Todo se complicó en Francia, donde empató en Rennes a 3 y no pudo levantar la eliminatoria. La última bala que tenía el cántabro para devolver a Europa al Real Betis Balompié era vía Copa del Rey. Su último escollo para llegar a la final era el Valencia de Marcelino. Tras ese varapalo, al Betis ya se le esfumó la posibilidad de jugar competiciones europeas de cara a la temporada que viene.

El Betis, todo a una carta en Mestalla

Luis Aragonés durante la Eurocopa de 2008 repetía aquello de “Ganar, ganar, ganar y volver a ganar”. El Betis salió muy fuerte en la primera parte y aflojó en el segundo tramo del partido. El encuentro iba 2-0 y el Villamarín era una fiesta. Los aficionados se veían en una final 14 años después de disputar la última. Todavía de aquellas se recuerda a un Joaquín Sánchez mucho más joven, que años después recalaría en el rival de esta eliminatoria, el Valencia.

BETIS-VALENCIA

Joaquín sorprendido celebra el 2-0.  EFE / Raúl Caro

Precisamente él fue el protagonista del partido sin quererlo. Botó el córner y la jugada siguió. El árbitro pide el VAR. Cree que puede haber una situación de gol, pero uno de los dos linieres le tapaban. Acude al videoarbitraje y da correctamente el gol al jugador gaditano. 2-0 pero todavía mucho partido por delante.

El conjunto sevillano, a partir del minuto 60 le entrega el balón al Valencia y, a juzgar por los hechos, no sabe lo que le ha regalado al conjunto de Marcelino. Nueve minutos después, empieza el terremoto ché. El primer temblor le pone Cheryshev. Minuto 69 y el balón estaba en las piernas de Kevin Gameiro. Un centro bajo recorre el área bética y encuentra la cabeza del atacante ruso. El 2-1 seguía siendo un resultado que, aunque no era tan bueno, era realmente positivo para afrontar el partido de vuelta en Mestalla. Pero la noche se fue oscureciendo en Heliópolis para los jugadores de Quique Setién.

El Valencia llegaba cada vez con más claridad al área de Joel Robles. Corren los minutos y el 2-1 parecía cada vez más real hasta que en la transmisión de Tiempo de Juego (Cadena COPE) David Albelda, ex capitán del Valencia, dice que esto no ha terminado, que faltaba el empate del Valencia. Se siente el primer aviso en el Benito Villamarín antes de llegar al 90. La galopada de Gameiro deja a Cheryshev totalmente solo para batir a Joel Robles. El balón impacta en el palo pero, el Valencia está cada vez más cerca.

636851769028160949.jpg

Kevin Gameiro celebra el segundo gol del Valencia. EFE / Julio Muñoz

Tres minutos de tiempo añadido. El conjunto ché tenía 180 segundos para rascar un empate que no había podido llegar en 90 minutos. La sociedad Cheryshev – Gameiro lo volvió a hacer. Esta vez un pase milimétrico del futbolista ruso dejo al internacional francés sólo frente al portero del Betis. Minuto 91. 2-2. Game Over en el Benito Villamarín. El Betis confía todo a una carta en Mestalla: Ganar, ganar, ganar y volver a ganar.

El enésimo tren de Jesé para en Santa Justa

Sevilla, y más concretamente el Barrio de Heliópolis serán la nueva casa de Jesé hasta junio. El ex madridista viene cedido desde el París Saint Germain donde no está encontrando minutos y la única solución que tiene son las cesiones a otros equipos. Este período de cesión será el tercero para el atacante canario después de militar en la Unión Deportiva Las Palmas, de la mano de su técnico actual y el Stoke City de la Premier League.

Tras el fichaje de Laínez y la salida de Tonny Sanabria, el club verdiblanco oficializa la llegada de Jesé al Benito Villamarín. El delantero canario viene a préstamo desde el Paris Saint Germain que entrena Thomas Tuchel, donde no termina de convencer al técnico alemán. El papel del extremo canario con los franceses esta temporada ha sido residual donde sólo ha disputado un partido y no ha sido en la Ligue 1 sino en la Coupe de France.

jese 20m

Jesé celebra un gol con el PSG / 20 minutos

Tras dejar el Real Madrid en la temporada 2016-17, Jesé Rodríguez emprendió rumbo hacia Francia, hacia el gigante francés, el PSG. El jugador no ha conseguido destacar desde que se fuera del Real Madrid. Esta será su segunda aventura en España y curiosamente de la mano del mismo hombre. El canario fue una de las peticiones expresas de Quique Setién, cuando el técnico cántabro entrenaba en la Unión Deportiva Las Palmas y volverán a encontrarse en Sevilla.

El delantero podría llegar a debutar en casa este fin de semana frente al Atlético de Madrid que presentó esta mañana a otro canterano del Real Madrid. Álvaro Morata fue presentado esta mañana en un acto en el que aparte de Enrique Cerezo, presidente del Atlético de Madrid y Andrea Berta, el director deportivo se encontraba la prensa. Ambos jugadores con pasado blanco podrían citarse en el Benito Villamarín, escenario de la final de Copa el próximo domingo a las cuatro y cuarto de la tarde.

Los ex siempre salpican

El Real Betis – Real Madrid de ayer se convirtió en un partido de vida o muerte para los de Solari tras un par de pinchazos a principios de año. Venían de perder contra la Real Sociedad en el Bernabéu (0-2) y de empatar en el Estadio de la Cerámica y, esta semana visitaban el Benito Villamarín donde esperaba el Betis de Setién y Sergio Canales.

Y se volvió a cumplir la profecía, los ex siempre salpican, pero fue un estallido bidireccional el que se produjo en el estadio bético.  Canales puso el empate en una jugada que está siendo calificada por muchos aficionados como “polémica” ya que el mediocentro cántabro podría estar situado en posición de fuera de juego, aunque el colegiado del encuentro, Hernández Hernández con la ayuda de Undiano Mallenco en el videoarbitraje (VAR) no vieron nada.

Los árbitros dejaron validada la jugada que supuso el empate pero, la venganza es un plato que se sirve frío. El camarero de la noche de ayer tenía pasado bético y sacó a relucir el tarro de las esencias. No era otro que Dani Ceballos que ya merecía una noche de estas, aunque el utrerano tuviera que pedir perdón al final del partido por marcar el gol. De ser ídolo en Heliópolis tras una falta de entendimiento entre la directiva y él se marchó a Madrid a aspirar por cotas más altas.

636830171747834893.jpg

Ramos celebra con Ceballos el 1-2. EFE / Julio Muñoz

Algún día me tendrán que explicar aquello: por qué pedir perdón tras marcar un gol a un equipo dónde tuviste pasado. Si el pasado está zanjado y los jugadores mejor que nadie deberían saber que pareciendo unos mercenarios (que no lo son) se deben al escudo que visten cada semana. Tras visitar el Benito Villamarín, vuelven los octavos de final de la Copa del Rey. El Real Madrid visitará Butarque con un pie en la siguiente ronda debido al 3-0 de la ida, aunque nunca se sabe…